La Espiga, una de las cervezas artesanas que se sirvieron en El Milano. FOTO: David Martin
La Espiga, una de las cervezas artesanas que se sirvieron en El Milano. FOTO: David Martin

Rotundo éxito de la nueva edición, y ya van cinco, del Festival de Cerveza Artesana “El Milanito”, celebrado en la localidad vallisoletana de Montemayor de Pililla, reuniendo a más de siete mil personas que se han acercado hasta esta pequeña villa de la comarca de Tierra de Pinares a lo largo del fin de semana.

El evento, organizado por Milana, además de ofrecer cerveza artesana, con trece cerveceros venidos de todo el Estado y conciertos gratuitos de grupos locales, contaba con puestos de maestros artesanos de distintos oficios que ofrecían sus productos manufacturados, así como, con actividades destinadas a los más pequeños, creando un ambiente familiar y distendido, con acampada gratuita incluida. Además, como novedad de este año, la Cervecería Breguer, de la calle Paraiso Nº 6 de Valladolid, ofrecía la posibilidad de saborear sidra artesana de los países celtas servida por Adrian Flude, maestro artesano de sidra venido desde País de Gales para la ocasión.

Tras la protocolaria inauguración del festival por las autoridades locales y la apertura de los puestos, el rock celta del grupo Triquel amenizó la calurosa mañana del sábado. Por la tarde, las chicas del Erizo Sibarita ofrecieron su pop rock para los más modernos, mientras que, el grupo de reggea-ska Reggaeliz de Palo hizo bailar a todos los asistentes con sus animadas canciones. Además, La Torzida por sorpresa, hizo aparición varias veces convirtiendo la chopera de la Hontana en una auténtica fiesta con su batucada. Por la noche, el grupo Rock&Roll Circus se metió al público en el bolsillo versionando a los clásicos del Rock&Roll.

El domingo, fueron los Pichas Rondilleros quienes triunfaron con su rumba gamberra al mediodía y por la tarde el grupo de Los Cañoneros se encargó de cerrar el festival con versiones de los clásicos de los 80-90 en la lengua de Cervantes.

En cuanto a la cerveza, además de todas las variedades de Milana, este año se ha podido degustar los productos de Vier, también de Valladolid, de Santo Cristo e Im Pecatum-Keltius venidos desde Galicia, de Falken Brewing y Mala Gissona que viajaron desde Euskadi y de Sesma Brewing de Navarra. También trajo sus cervezas Mad Brewing desde Madrid, Domus y El Oso y el Cuervo, cerveceros ambos de Toledo, Arriaca de Guadalajara, así como, La Espiga que se desplazó desde Barcelona. Además, participó Cerveceros del Bierzo, que aprovecharon el festival para presentar una nueva cerveza.

Coincidiendo con la celebración de la feria, se organizó el I Concurso Homebrewing del Milanito en el que participaron más de 40 cervezas distintas enviadas desde toda la península, y que tras una difícil deliberación por el jurado, formado por nueve jueces traídos para la ocasión, obtuvo el primer y segundo premio Carlos Toquero, destacando todos los jueces, no obstante, el alto nivel de las cervezas participantes.

Así, entre Ipa, Doble Ipa, Apa, Session, Red Ale, Stouts y demás estilos diferentes de cervezas, llegó a su fin la quinta edición del Milanito y dejó a todos sus participantes y también a todos los que hacen posible el festival, con el deseo de que llegue el último fin de semana de agosto del año que viene para poder disfrutar del mejor ambiente posible ideal tanto para amantes de la cerveza artesana como para quienes únicamente buscan disfrutar de una alternativa de ocio diferente a las demás.

No hay comentarios