Reunión de los representantes de Sí Se Puede, Valladolid Toma la Palabra y PSOE para ratificar el acuerdo
Reunión de los representantes de Sí Se Puede, Valladolid Toma la Palabra y PSOE para ratificar el acuerdo

En una comparecencia conjunta, la concejala de Cultura, Ana Redondo, Rosalba Fonteriz, de Valladolid Toma La Palabra y Charo Chávez, portavoz de Sí Se Puede, han presentado las claves del acuerdo alcanzado para lograr una ‘paz cultural’ en Valladolid con la reorganización del Área de Cultura del Ayuntamiento. Una estructura “de sentido común y sobre todo más eficiente”, reforzando la transparencia y la participación ciudadana para crear un proyecto cultural de ciudad.

En este nuevo ordenamiento, la capacidad de decisión será del Área de Cultura a través de los consejos sectoriales y del Consejo de las Artes y de la Cultura, como un consejo de ciudad, siendo la secretaría ejecutiva la responsable de ejerce el control de la gestión. De esta forma, la nueva Fundación Municipal de Cultura se encargará exclusivamente de la ejecución de las decisiones acordadas en estos órganos y del presupuesto de los programas completos. Este acuerdo señala también la necesidad de reforzarse con personal proveniente de diferentes ámbitos.

Desde Sí Se Puede habían planteado una serie de discrepancias para aceptar el modelo inicial en el que todo quedaba bajo el paraguas de la Fundación Municipal de Cultura. Tal y como ha explicado su portavoz, Charo Chávez: “Defendíamos un modelo donde se preservaran las marcas de la ciudad que son la Seminci, el Teatro Calderón o el TAC”. Ha asegurado que “es un modelo flexible, tenemos en ciernes una nueva ley de contratación en el sector público que ciertamente complicará las cosas, pero yo creo que se generan unas buenas bases para una estructura de futuro transparente y eficaz basado en la participación”.

“Otra exigencia era preservar las condiciones de los trabajadores y en muchos casos mejorarlas, pero sobre todo generarles la certidumbre de que no se van a ir a la calle, que van a seguir trabajando y que van a poder hacer mejor su trabajo”, ha asegurado Chávez como una de las claves del acuerdo, destacando también el trabajo realizado para desbloquear la situación y atajar el problema de la gestión cultural en la ciudad, asunto que creen haberlo solventado con este acuerdo en el que “todos hemos tenido que ceder”.

La representante de Valladolid Toma la Palabra, Rosalba Fonteriz, ha visto satisfecha la necesidad de mejorar la eficiencia y el control de los recursos financieros y la distribución del trabajo, destacando el hecho de que un gobierno en minoría haya conseguido sacar adelante esta reoganización a base de alcanzar consensos: “Es muy importante que el tener un objetivo único, que es mejorar la gestión cultural y tener un proyecto cultural, está por encima de las diferencias y se pueda llegar a acuerdos”.

“Hemos conseguido un consenso después de mucho trabajo y es un consenso al que se pueden seguir sumando”, ha apuntado Ana Redondo en referencia al resto de grupos políticos, asociaciones de vecinos o representantes de los trabajadores, con los que asegura están en contacto. Ha calificado esta nueva estructura como “de sentido común y sobre todo más eficiente”, asegurando que con ella no solamente este equipo de gobierno sino cualquier otro podrá sacar adelante un proyecto cultural para la ciudad.

La concejala ha dado a conocer la hoja de ruta que seguirán a partir de ahora, que pasa por “intentar sumar más voluntades a lo que es yo creo una avance en transparencia, en participación, en eficacia; en ese sentido yo creo que la cultura y la ciudad salen beneficiadas”. Ha anunciado que se convocará a los patronatos de las dos fundaciones que no tomaron la decisión de unificarse, Museo Patio Herreriano y Museo de la Ciencia, para ratificar efectivamente este acuerdo.

Finalmente, deberá ser sometido al protectorado de fundaciones de Castilla y León para tomar una decisión reglada sobre el acuerdo político alcanzado. “Llevaremos al pleno las normativas que van a regular esta nueva estructura de la cultura de la ciudad: el estatuto de la nueva Fundación Municipal de Cultura y los reglamentos que rijan tanto el Consejo de las Artes y la Cultura como esos consejos sectoriales que van a preservar las marcas”, ha explicado Redondo esperando que “se sumen el resto de grupos porque el diagnóstico era compartido, no podíamos seguir como estábamos, era inviable”.

Solo tu puedes impedir que esto se acabe

Compártelo, apoya el proyecto

ÚltimoCero | Hazte cómplice HAZTE CÓMPLICE

No hay comentarios