Un momento de la representación. Foto: Poeta Bululú
Un momento de la representación. Foto: Poeta Bululú

La pasada noche, el Jardín Romántico de la Casa de Zorrilla se tiñó de morado gracias a la participación en la gala final del IV Certamen de Poesía Aliñada, organizado por Poeta Bululú, de Athenea Joven, con la obra El final de la historia está en tus manos. Este poema teatralizado se ha creado gracias a la colaboración del grupo Athenea Teatro Joven y RACAOBI Observatorio de Igualdad y Adolescencia del IES Ramón y Cajal, quienes dedican su labor a la visibilización de casos de violencia machista en el instituto y a la educación para luchar contra esta lacra entre los jóvenes.

El Observatorio de Igualdad y Adolescencia del IES Ramón y Cajal está conformado por 44 alumnos entre 12 y 18 años de múltiples nacionalidades y cubre tanto detección de casos como concienciación y educación de varias esferas de la comunidad educativa: profesorado, alumnos, familiares y barrios. Dentro de esa labor de concienciación surgió una primera iniciativa teatral en torno a la violencia de género Un grito de libertad, ganadora del Premio Buero Vallejo de Teatro Joven, “Lo cual fue muy emocionante para todos los chicos”, comenta Mónica del Olmo, coordinadora de RACAOBI. “Esta nueva obra de El final de la historia está en tus manos contó desde un primer momento con el apoyo de Poeta Bululú, pero costó un poco su llevada a escena debido a que únicamente pueden participar en el certamen mayores de edad y solo contábamos con una chica de 18 años en el Observatorio. Así que entre Adaya de las Heras y Nuria García (directora de Athenea Joven y profesora del mismo instituto), acompañadas de la voz de Alicia Diez, organizaron una obra que representa vivazmente la salida de mujeres que están en una situación de violencia machista de ella”.

“Desde la educación puede realizarse una importante labor en la lucha contra la violencia machista. Necesitamos desfigurar ciertos patrones culturales y sociales que no se pueden erradicar con políticas públicas o institucionales contra la violencia de género o firmando un Convenio de Estambul que no se sigue en España. Se debe erradicar gracias a la educación desde las edades más bajas ya que el problema debe prevenirse y no curarse, a pesar de que la principal solución está a pie de calle, en manos de las mujeres por un lado y de los hombres como aliados feministas por otro”, asegura Mónica del Olmo, en defensa de una educación que sea el motor del cambio y que trabaje por una nueva sociedad. “Desde RACAOBI nos percatamos del alarmante porcentaje de control psicológico en parejas y de celos que se da entre los 14 y 25 años, que de hecho, muchas de las chicas dentro de este grupo ven como normal. Lo primero que tenemos que hacer desde la comunidad educativa es aprender y enseñar a ver este tipo de situaciones y lo perjudiciales que son”.

El final de la historia está en tus manos es una pequeña pieza de poesía teatralizada en la que las tres mujeres que comparten escenario consiguen crear una atmósfera de protección y apoyo mutuo que nos traslada al compañerismo del movimiento feminista. Con la ayuda de canciones de Ana Belén o Mecano, transforman el escenario en una habitación donde mujeres fuertes se encuentran y comparten su dolor tras abandonar una situación de violencia machista, pero donde también se acompañan en una huida hacia sí mismas y la libertad. “Queremos remover conciencias, aunque también terminar con un mensaje de esperanza”, sentencia Mónica.

No hay comentarios