El interventor municipal, durante su comparecencia en la Comisión de Investigación de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad.
El interventor municipal, durante su comparecencia en la Comisión de Investigación de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad.

“No hay constancia de que los concejales o el exalcalde, Javier León de la Riva, hicieran consulta alguna a los trabajadores del Ayuntamiento para ver las circunstancias en las que se firmó una confort letter, un crédito o se tomaban otras decisiones. Entre los años 2002 y 2015 el control e intervención del Ayuntamiento en lo que a su participación en la SAV se refiere ha sido nulo”, esta es la valoración que ha hecho hoy la portavoz de Sí se Puede, Charo Chávez, al término de la sesión de la Comisión de Investigación del no soterramiento en la que ha comparecido el actual interventor y hasta el año 2012 vicesecretario del Ayuntamiento, Rafael Salgado.

Chávez valora que con su declaración de hoy “se corrobora una de las primeras conclusiones extraídas por Sí se Puede al inicio de la Comisión de Investigación: estas sociedades se formaron al margen del control y la intervención de los consistorios pese a su aportación económica, llegando incluso a ver comprometido su propio patrimonio, como en el caso de Valladolid”.

Chavez, tras considerar que el hecho de que estas sociedades permanecieran siempre fuera del control de lo público y de los propios funcionarios las convertía en cortijos, asegura que “la confort letter, nula de pleno derecho, es precisamente una de la razones por las que posiblemente el proyecto de integración ferroviaria planteado la pasada década no haya salido adelante”. En la misma línea, ha recordado los graves perjuicios judiciales y económicos que para el Consistorio hubiera acarreado el cumplimiento de la confort letter.

En el transcurso de la mañana, el interventor municipal ha confesado que “desde 2009 era quien coordinaba las relaciones entre la Oficina Ferroviaria y el propio Ayuntamiento y sus técnicos”, relata la también presidenta de la Comisión, quien ha añadido que Salgado ha negado en todo momento haber asistido durante ese periodo a reuniones de Sociedad, así como haber atendido consultas sobre cuestiones vinculadas a la financiación la viabilidad del proyecto o sobre documentos como confort letter.

El entonces vicesecretario no tenía conocimiento de todas estas cuestiones, que estaban sobre la mesa, hasta el cambio de Gobierno en el año 2015, momento en el que se le han solicitaron informes sobre distintas cuestiones, entre ellas la mencionada confort letter, declarada posteriormente nula de pleno derecho y cuyo reconocimiento, ha advertido Chávez, hubiera acarreado consecuencias fruto de la presión del “pool” bancario, que según Salgado se dirigió al Ayuntamiento en términos bastante poco amables, que hubieran afectado tanto en el ámbito judicial como en el presupuestario.

La portavoz de Ciudadanos, Pilar Vicente ha reprochado hoy al PP municipal que durante su etapa de Gobierno en el Consistorio “no consultaron al interventor municipal acerca de la operación ferroviaria", según ha trasladado hoy el propio interventor en su comparecencia.

“Esto nos puede dar una idea de cómo el PP gestionaba este Ayuntamiento”, ha añadido la portavoz de Ciudadanos.

Así mismo, Pilar Vicente ha criticado al equipo de Gobierno actual, porque según se extrae de la comparecencia del Interventor, “no se comprobó si el anterior convenio se había cumplido o no, un convenio en el que las partes estaban obligadas a realizar el soterramiento”, ha señalado Vicente. “El equipo de Puente y Saravia no ha negociado bien, no ha puesto en valor que el anterior convenio sí que comprometía a la SVAV a hacer ese soterramiento” y además “al Ayuntamiento le ha supuesto una serie de contrapartidas que han salido del dinero público de todos los vallisoletanos”.

Sin embargo, el portavoz del PP, José Antonio Martínez Bermejo, de toda la declaración del interventor ha extraído dos conclusiones, ambas en la línea de buscar argumentos que pudieran salvar la gestión del ex alcalde del PP ahora imputado por el caso comfort letters. Según Martínez Bermejo, el interventor ha asegurado que “la firma de las comfort letters no ha ocasionado ningún perjuicio económico a las arcas municipales” y ha llegado a comparar la firma sin respaldo legal de los avales a la rúbrica de la novación del crédito solicitado por la Sociedad mientras se buscaba una solución al haber agotado el plazo inicial. “Esa firma no se pasó por el pleno y el interventor nos ha dicho que recomendó hacerlo”, ha indicado Martínez Bermejo calificando como “muy grave” lo sucedido.

Por otra parte, los representantes de los grupos municipales en la Comisión de Investigación sobre la gestión de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad presentarán el próximo lunes su lista imprescindible de comparecientes con el fin de crear de nuevo una única lista que, más reducida que la actual, permita trabajar con agilidad y poder afrontar cuanto antes la fase de elaboración de las conclusiones.

La presidenta de la Comisión de Investigación, Charo Chávez, ha explicado tras la sesión de hoy que se ha puesto sobre la mesa un calendario especulativo nos llevaría solo la fase de comparecencias hasta julio de 2019, fecha inasumible para la ciudadanía y para los propios miembros de la Comisión.

La portavoz de Ciudadanos, Pilar Vicente, ha asegurado que “no renuncia a la comparecencia de Juan Vicente Herrera” ya que el Presidente de la Junta de Castilla y León también firmó el convenio de 2002 y dio inicio a la operación del soterramiento.

No hay comentarios