Fachada del Hospital Clínico Universitario de Valladolid
Fachada del Hospital Clínico Universitario de Valladolid

La Consejería de Sanidad ha anunciado el cierre de unas 300 camas hospitalarias este verano en Castilla y León, algo que desde IU-Equo denuncian como “tradición” estival ya que este hecho viene repitiéndose cada verano. Para su portavoz, José Sarrión, esta decisión de la Junta responde a “la falta de personal sanitario perdido durante la crisis”.

IU-Equo ha interrogado al Consejero de Sanidad cómo es posible “seguir prestando el mismo servicio, pero gestionando las plazas hospitalarias de una manera distinta”, tal y como ha justificado el propio Sáez Aguado, que anunció el pasado martes el cierre de 300 camas.

“Es casi una tradición que la Junta de Castilla y León, llegando estas fechas, aplique el baremo de que en vacaciones hay menos gente en los pueblos y, por lo tanto, menos pacientes, lo que se traduce en menor necesidad de medios para atender a los que quedan”, ha recordado el procurador de IU-Equo, José Sarrión.

José Sarrión en las Cortes de Castilla y León.
José Sarrión en las Cortes de Castilla y León.

Ante el anuncio del Consejero de cerrar entorno a 300 camas hospitalarias durante el verano, IU-Equo ha presentado un conjunto de preguntas para conocer, en cifras, las necesidades atención sanitaria en veranos anteriores y si este cierre de camas responde a “la falta de personal sanitario perdido durante la crisis”.

En este sentido, Sarrión propone que, si es cierta esta menor demanda de atención sanitaria, se aprovechen estos meses para acelerar intervenciones y reducir las listas de espera “en lugar de cerrar camas y limitar capacidades de los hospitales”.

No obstante, considera “extraño” que se reduzca la capacidad asistencial de hospitales y centros de salud con las “elevadas cifras de ocupación que, por motivo de vacaciones y movilidad, ofrece la Junta de Castilla y León”: “¿Realiza la Junta de Castilla y León una ponderación de las necesidades de asistencia sanitaria debido al aumento de visitantes y turistas?”, preguntan al Consejero desde IU-Equo en las Cortes.

Podemos CyL y CSIF también se oponen al cierre de 300 camas durante el verano

La portavoz del área de Sanidad en Podemos Castilla y León, Isabel Muñoz, quiere saber si los directores de los diferentes servicios de los hospitales de Castilla y León están de acuerdo con el cierre de camas y si han emitido informes al respecto.

Coinciden con IU-Equo en por qué no se aprovecha el periodo estival para disminuir las listas de espera, realizando las contrataciones pertinentes a tal efecto, asegurando que “en Castilla y León hay 175.000 personas esperando una intervención quirúrgica, una primera consulta o una prueba diagnóstica”. Recuerda también que, desde el año 2015 al 2017, en Castilla y León, se han gastado cerca de 25 millones de euros en conciertos con la sanidad privada para tratar de atajar este problema de ya largo recorrido.

Isabel Muñoz, de Podemos CyL, y María José San Román, de CSIF Valladolid.
Isabel Muñoz, de Podemos CyL, y María José San Román, de CSIF Valladolid.

La presidenta provincial de la Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) Valladolid, María José San Román, asegura que la “medida de ahorro económico parcial” de no contratar personal sanitario en el periodo estival para mantener las plantillas es “globalmente contraproducente”. Considera que “no es lógico que se cierren camas sabiendo que esta medida mantiene o aumenta las listas de espera de pacientes pendientes de una intervención”.

Para CSIF, “un año más, la calidad de los servicios sanitarios se verá gravemente comprometida con las decisiones que la administración toma en esta y otras materias relativas a recortes de personal”. Según sus datos, solo en Valladolid, ya se han cerrado 18 camas en el Hospital Río Hortega, destinadas a otorrinolaringología y maxilofacial, pero “se espera que el número se incremente”. En el Clínico Universitario denuncian el cierre de 89 camas, 70 en medicina interna y cardiología , 14 en hematología, y 5 en la rea quirúrgica. Además, en el caso del hospital comarcal de Medina del Campo se prevé el cierre de la planta de cirugía, con 25 camas.

“La solución pasaría por contratar a personal para sustituir a los compañeros que se van de vacaciones, y no cerrar plantas en los tres hospitales de nuestra provincia”, concluye la presidenta provincial de CSIF Valladolid, María José San Román. En Este sentido, desde Podemos Castilla y León, Isabel Muñoz pregunta también si se van a cubrir las ausencias por vacaciones del personal sanitario.


Noticias relacionadas

CSIF denuncia el cierre de 130 camas hospitalarias en Valladolid

Sanidad aprovecha el verano para cerrar camas y avanzar en la unificación encubierta de las áreas de Salud

Histórica manifestación contra la política sanitaria de la Junta de Castilla y León

No hay comentarios