Elena de la Fuente Estébanez tras recoger el galardón. FOTO: Gaspar Francés
Elena de la Fuente Estébanez tras recoger el galardón. FOTO: Gaspar Francés

Elena de la Fuente Estébanez, coordinadora de actividades socio educativas y socia fundadora de la Asociación de Mujeres La Rondilla, ha recibido esta tarde la mención Solidaria Invisible 2019 de la Plataforma Social de Valladolid. Al acto, celebrado en el Centro Cívico “Casa Cuna” del barrio Arturo Eyríes, acudió la concejala de Servicios Sociales, Rafaela Romero, entre otros candidatos recientemente electos del Partido Socialista, y representantes del movimiento vecinal.

Elena de la Fuente recogió el premio recordando su sorpresa al recibir la noticia, entendiendo que “es como poner cara y nombre a tantas y tantas personas que en grupos, asociaciones, oenegés y a titulo individual ponen lo que pueden de si para hacer un mundo mejor”. Quiso dedicar este reconocimiento a su madre, “maestra de solidaridad sin saberlo ni conocer esta palabra”, regente de una tienda de ultramarinos que durante la postguerra recaudaba dinero de las clientas más pudientes para repartirlo entre las más pobres “con toda normalidad”, explicó la galardonada.

Elena de la Fuente recogiendo la mención de manos de Ana Casado. FOTO: Gaspar Francés
Elena de la Fuente recogiendo la mención de manos de Ana Casado. FOTO: Gaspar Francés

El premio lo entregó Ana Casado, secretaria de servicios sociales y vivienda del PSOE y portavoz del jurado, integrado además por Fernando Manero, Catedrático de Geografía y escritor, Teresa Pérez, representante de la Federación Vecinal, que por unanimidad ha decidido conceder este reconocimiento a De la Fuente por “la importancia y el significado de la iniciativa emprendida como socia fundadora de la Asociación de Mujeres La Rondilla” y “su lucha contra la violencia de género, además de una labor educativa partiendo de las premisas defensoras de la igualdad, la coeducación y la corresponsabilidad”.

Destacan también su “fuerte implicación en la resolución de los problemas sociales de su entorno, lo que permite visibilizar la presencia y los compromisos de la Asociación cuyas actividades socioeducativas coordina”. “Nos parece muy conveniente reconocer su contribución, convirtiendo estas prácticas solidarias en una referencia dentro del espectro de la ayuda social a personas en especial riesgo de vulnerabilidad”, señala el jurado.

Vidal Arranz, periodista, en una de sus intervenciones. FOTO: Gaspar Francés

El exconcejal socialista Jorge Félix Alonso, como representante de la Plataforma Social de Valladolid, quiso puntualizar que modificarán el título del premio ya que “nos hemos dado cuenta de que es un error”, llamado originalmente “Solidario Invisible”, sobre todo después de que tanto el pasado año como éste hayan sido dos mujeres las reconocidas. El periodista Vidal Arranz fue el encargado de conducir esta modesta gala, resaltando que “el trabajo solidario raramente es de relumbrón, normalmente es callado, anónimo, a pie de calle, como el que desarrolla la galardona de este año”. El acto concluyó con un pequeño recital de guitarra española a cargo de Jesús Rodríguez Vivar.


Noticias relacionadas

La “Solidaria Invisible 2018” tiene rostro de directora de colegio público

Elena de la Fuente, premio ‘Solidaria Invisible 2019”

La Plataforma Social demanda algo más que dinero para acabar con la exclusión social

No hay comentarios