Cosidó, Torme y Muñoz.
Cosidó, Torme y Muñoz.

La Junta de Castilla y León que gobiernan en coalición el PP y C’s se ha convertido en una “agencia de recolocación” de polémicos ex altos cargos populares. Así lo ha denunciado hoy el PSOE tras conocer el nombramiento como asesores del exportavoz del PP en el Senado y exdirector general de la Policía, Ignacio Cosidó y las ex senadoras Ana Torme y Esther Martínez.

A juicio del PSOE, el presidente de la Junta de Castilla y León, Alfonso Fernández Mañueco está convirtiendo a la Junta en una “agencia de colocación a petición de Pablo Casado para dar puestos de trabajo a sus amigos, colegas y cómplices para atender las necesidades de su partido y no de los castellanos y leoneses”.

En rueda de prensa el socialista José Francisco Martín ha ido más allá al asegurar que el día en el que el Boletín Oficial de Castilla y León (Bocyl) publica la resolución de la convocatoria para cubrir el puesto de técnico asesor en Sanidad de Torme, un juzgado de Madrid la ha citado a declarar como investigada por un presunto delito de falsificación en documento mercantil.

Para el procurador, PP y Ciudadanos están convirtiendo la Junta de Castilla y León en un “basurero” al recoger a ex altos cargos del PP que, como en el caso de Cosidó, “se movía muy bien en las cloacas”. Sobre el nombramiento de Esther Muñoz recordó su intervención en el Senado en la que se “mofó” de las víctimas del franquismo.

En la misma línea se ha expresado hoy el secretario general de Podemos en Castilla y León, Pablo Fernández: “Es intolerable que el PP y Ciudadanos utilicen las instituciones como cortijo propio para colocar y para enchufar a dedo a sus acólitos”.

“Es intolerable que con dinero público, dinero de todos los castellanos y leoneses, se paguen a personas que están implicadas en las cloacas del Estado y que se jactaban de controlar por detrás al Tribunal Supremo o gente que se burla de la Memoria Histórica y que está en contra de destinar dinero público a, según ella: “desenterrar huesos””, dijo.

El secretario general de Podemos Castilla y León califica estos nombramientos como “una nueva ofensa para Castilla y León”. Asegura que se trata de un nuevo ejemplo de como el Partido popular y Ciudadanos “parasitan constantemente las instituciones, faltan el respeto a la ciudadanía y entienden la política como una mera agencia de colocación, en este caso de los despojos tanto del Partido Popular como de Ciudadanos”.

Más nombramientos

No son estos los únicos nombramientos que están generando polémica. Toma la palabra denunciará en el pleno de la Diputación Provincial de Valladolid que se celebrará mañana que la modificación del reglamento oculta la creación de tres nuevos puestos remunerados que se suman a los dos que ya se habían creado en el pleno de organización, el de adjunto al jefe de gabinete de presidencia y el de adjunto a la secretaria personal del presidente.

La modificación, que se lleva al Pleno tras su inclusión en una comisión extraordinaria y, por tanto, a tan solo cuarenta y ocho horas de su celebración, y sin haber sido informado previamente, recoge la creación de dos nuevos secretarios de grupo (uno para el Partido Popular y otro para el PSOE) y la liberación a tiempo completo de la segunda diputada de Ciudadanos. "Esta modificación, junto a la creación de otros dos puestos de libre designación al inicio del presente mandato, únicamente redunda en beneficio de los intereses partidistas de PP, PSOE y Ciudadanos, y supondrá un gasto extraordinario de más de 250.000 euros anuales para las arcas de la institución en puestos de libre designación y dedicaciones desde el inicio de la legislatura", asegura la portavoz de  Toma la Palabra.


Noticias relacionadas:

El PSOE pide la dimisión e IU muestra su repulsa a la senadora del PP por León por su “repugnante desprecio” a los represaliados del franquismo

La Fiscalía de Valladolid denuncia a Vicente Martínez Pujalte, Ana Torme y Alejandro Llorente

No hay comentarios