Concentración en la Plaza Fuente Dorada. FOTO: ÚC
Concentración en la Plaza Fuente Dorada. FOTO: ÚC

La Plataforma Solidaria con Palestina de Valladolid ha conmemorado hoy, como hace anualmente, el Día Internacional de Solidaridad con el Pueblo Palestino. Un día que conmemora cuando, en 1947, la Asamblea General de las Naciones Unidas aprobó la resolución 181, posteriormente conocida como la "resolución de la partición", en la cual se estipulaba la creación de un "Estado judío" y un "Estado árabe" en Palestina, denunciando que de esos dos Estados previstos, hasta el momento solo se ha creado uno, el de Israel. No obstante, la plataforma reclama la solidaridad con este pueblo todos los días del año.

Abriendo y cerrando la concentración se ha proyectado el vídeo realizado por Gaspar Francés con motivo del festival Contravisión de Valladolid, secundando el boicot a Eurovision 2019 por celebrarse en Israel. Una pieza censurada por YouTube por “contenido violento”, a lo que el creador respondió que todos los vídeos que recoge están por separado en esa misma plataforma y repasan diferentes episodios de la violencia israelí contra el pueblo palestino. A día de hoy sigue censurado en YouTube aunque está disponible en otras, eso sí, advirtiendo de que su contenido no es recomendado para menores de edad.

“El Día internacional de Solidaridad con Palestina a lo largo de los últimos 42 años ha sido inútil, la situación del pueblo palestino es hoy mucho peor”, denunciaron en el comunicado leído, “la política de hostigamiento continúo por parte de las fuerzas de ocupación israelíes, las leyes marciales que controlan la totalidad de la vida social, política y económica palestina deben ser tenidas en cuenta como restricciones para el desarrollo de la vida diaria en los territorios ocupados”.

Pegándose a la actualidad, la plataforma solidaria vallisoletana denunció que en este mismo mes, más de treinta personas han sido asesinadas en Gaza por ataques del ejército de ocupación, entre otros una familia completa, de ocho miembros, de los cuales sólo ha sobrevivido un bebé de pocos meses., lo que se suma a las más de 500 menores detenidos y juzgados por tribunales militares anualmente, además de las más de 500 detenciones administrativas sin juicio ni derecho a defensa legal contra la población civil palestina.

Ante el actual contexto de fuertes tensiones y sufrimiento en Palestina, exigen a todos los organismos internacionales y gobiernos la “condena de los sistemáticos actos de agresión contra el pueblo palestino, la imposición de sanciones económicas a Israel, la suspensión del comercio de armas, la ruptura de todo tipo de relaciones con el régimen israelí, y finalmente intervenir conjuntamente para lograr el respeto de los Derechos Humanos del Pueblo Palestino y poner fin a la ocupación y a la masacre que se está cometiendo”. Además, se dirigen a la sociedad civil instando a “promover y apoyar las movilizaciones de apoyo al Derecho a la Resistencia del pueblo palestino, impulsando iniciativas de Boicot, Desinversión y Sanciones (BDS) a Israel.

Antes de desconvocar la concentración han anunciado sus acciones futuras. La primera el próximo 10 de diciembre con la presencia de Nines Maestro, activista de origen vallisoletano investigada por la Audiencia Nacional por un supuesto delito de “financiación del terrorismo” por realizar colectas de ayuda humanitaria en favor de Palestina durante los años 2014 y 2015, coincidiendo con la Operación Margen Protector del ejército israelí sobre territorio gazatí. Adelantan también que durante el periodo navideño tendrá lugar una nueva ruta por el Boicot, Desinversión y Sanciones a Israel.

Consecuencias para la economía palestina denunciadas por la coordinadora palestina vallisoletana

• Cuando el muro esté finalizado el 22% del territorio histórico palestino (48% de Cisjordania) será confiscado por el gobierno israelí.

• El 52% (206 comunidades y 875.600 personas, es decir el 38% de la población de Cisjordania) de las comunidades palestinas estarán aisladas en cantones, enclaves y zonas militares.

• El peso del sector agrícola en la producción doméstica se ha reducido de un 52% en 1960 a un 9% en el año 2000.

• En relación al agua, los palestinos serán privados de usar 55 millones de metros cúbicos de agua fresca (un 45% del total).

• Aproximadamente 37 acuíferos subterráneos han sido confiscados por el gobierno israelí, arrebatando entre 6 y 7 millones de metros cúbicos de agua.

• Con la política de aislamiento que supone el muro, la mayor parte de recursos hídricos quedan al otro lado del muro y por tanto en manos de Israel.

• Las pérdidas estimadas en el sector agrícola rondan los 37 millones de USA.

• El coste del muro, 174 millones de USA, supone un 36% de la producción palestina.

• En relación al desempleo este ha crecido sustanciosamente, desde un 18% en el año 2000, hasta un 78% en las zonas donde ya está acabado el muro.

• En esta situación aproximadamente un 60% de la población palestina se sitúa por debajo del umbral de la pobreza, viéndose abocada a una gran inseguridad alimentaria.

No hay comentarios