Empleo, acceso a una vida independiente y su inclusión en todos los aspectos de la vida. Éstos son los tres retos a los que, en palabras de Manuel Velázquez (presidente de la asociación Down de Valladolid), se enfrenta actualmente este colectivo, que hoy celebra su Día Mundial.

Manuel, que esta mañana ha acudido al Salón de Recepciones de la Casa Consistorial junto a Miriam Orejón y Camino Álvarez (dos usuarias de la asociación que preside), ha comenzado recordando que fue la Asamblea General de las Naciones Unidas la que, en diciembre de 2011, eligió la fecha del 21 de marzo para celebrar este día. Manuel ha destacado la necesidad de evitar reconocimientos "piadosos o bienintencionados". En lugar de ello ha defendido el "respeto y el reconocimiento" de los derechos de las personas con síndrome de Down.

Después ha concretado los tres retos que, en su opinión, deben alcanzarse de manera prioritaria. "El primer reto es el del empleo. Debemos apostar por un modelo de intervención que permita luchar contra la discriminación en el mercado laboral por motivos de discapacidad. Defendemos la máxima inclusión en el mercado de trabajo ordinario", ha comentado Manuel esta mañana, antes de dar a conocer la cifra de que sólo el 5% de las personas con síndrome de Down tienen trabajo.

El segundo reto que ha mencionado ha sido el del acceso a una vida independiente y autónoma que permita a estas personas tomar todo tipo de decisiones en torno a aspectos como el ocio y tiempo libre, dónde se van de vacaciones, su participación en la vida pública o la accesibilidad a las nuevas tecnologías.

Finalmente, Manuel ha defendido su inclusión en todos los aspectos de la vida. "Tenemos la obligación como sociedad de darles confianza en la necesidad de que crean en sí mismos y en su capacidad para volar solos", ha comentado en relación al tercer reto.

Durante el acto de esta mañana, Óscar Puente ha resaltado la necesidad de "dar visibilidad a la diferencia" y ha recordado cómo el Ayuntamiento de Valladolid fue pionero en España al contar entre sus concejales a una persona con síndrome de Down (Ángela Bachiller, del PP, que esta mañana asistió a este acto desde la primera fila).

Lectura del manifiesto

Durante esta mañana, dos usuarias de la asociación Down de Valladolid han leído el manifiesto con el que se ha celebrado este Día Mundial. Camino Álvarez, de 31 años, ha comenzado informando de que el síndrome de Down es el resultado de una "alteración genética que ocurre en una de cada 1.300 personas nacidas en España". Después ha ofrecido una segunda cifra: la de las 34.000 personas que tienen este síndrome.

"Yo soy una persona con síndrome de Down y no puedo y no quiero ocultarlo, pero tampoco me avergüenzo de ello. No me impide vivir mi vida. Sólo quiero que me acepten tal y como soy, una joven, sincera, valiente, trabajadora, responsable y buena persona. Tener síndrome de Down no es una suerte, pero tampoco es una desgracia. Somos distintos, pero no inferiores", ha continuado Camino.

Después ha tomado la palabra Miriam Orejón, de 23 años. "Quiero aprovechar este día y este lugar para que se oiga nuestra voz. Pido ser un ciudadano más, con sus derechos y también con sus obligaciones", ha comentado. A continuación ha enumerado sus deseos: "Queremos que nos dejéis tomar nuestras propias decisiones, que se nos reconozcan nuestras capacidades, estudiar con nuestros compañeros con y sin discapacidad, un puesto de trabajo, vivir de la forma más independiente posible...".

"Hoy es el Día Mundial del síndrome de Down. Levantamos nuestra voz para decir que queremos vivir nuestra vida, porque podemos, porque queremos y porque tenemos el derecho de hacerlo", ha acabado diciendo Miriam.

Asociación Down de Valladolid

La asociación Down de Valladolid se fundó en el año 1992. En ese momento, un grupo de padres y madres tomó la iniciativa de crear esta organización, que actualmente cuenta con 70 familias entre sus integrantes. Su sede está en la plaza Uruguay del barrio Arturo Eyries, donde disponen de un local de 300 m² cedido por el Ayuntamiento de Valladolid.

"Nuestro objetivo es buscar la máxima independencia y autonomía de las personas con síndrome de Down y mejorar su calidad de vida en todos los aspectos", ha explicado esta mañana Manuel Velázquez, presidente de esta asociación. Este objetivo se materializa en un gran número de servicios que se ponen a disposición de estas personas desde sus primeros años de vida. "Empezamos con programas de estimulación cognitiva, logopedia y fisioterapia. También les ofrecemos talleres de habilidades sociales. En su etapa escolar, que se desarrolla en centros normalizados, ofrecemos refuerzo educativo. También nos ocupamos de otros servicios como el ocio, la preparación para una vida autónoma o el empleo", ha resumido Manuel esta mañana.

El presidente de esta asociación reconoce los avances que se han ido produciendo, y más teniendo en cuenta la situación que se vivía hace unas décadas. "Venimos de un modelo en el que se asociaba a la discapacidad con enfermedad y con un modelo asistencial. Con el paso de los años se ha dado un giro hacia un modelo de reconocimiento de derechos en el que ya no se habla de enfermedad, sino de una condición que requiere de apoyos para poder hacer lo que hacen los demás", ha aclarado.

"El objetivo es que no haya un día del síndrome de Down", ha reconocido más tarde, describiendo con ello una situación que implicaría una absoluta normalización. Mientras tanto, actos como el de hoy ayudan a visibilizar una realidad que, lamentablemente, sigue enfrentándose a paternalismos innecesarios.

El cambio de mentalidad pasa por la sensibilización y la educación. Este objetivo ha llevado a la asociación Down de Valladolid a organizar una mesa redonda sobre inclusión que tendrá lugar este mismo lunes a las 18 horas de la tarde en el centro cívico Casa Cuna (c/ Ecuador, 2). En ella participarán Agustín Mata (gerente de Down España), Agustín Huete (miembro del Instituto Universitario de Integración en la Comunidad -INICO-), Miriam Orejón (usuaria de la asociación Down de Valladolid) y su familia. Manuel Velázquez se encargará de moderar la mesa redonda.

 

No hay comentarios