Protesta de trabajadores de telemarketing convocada por CGT. Foto: Alejandro Romera
Protesta de trabajadores de telemarketing convocada por CGT. Foto: Alejandro Romera

La Confederación General del Trabajo (CGT) ha promovido una jornada de lucha estatal en el sector del telemarketing para conseguir un convenio digno. "Valladolid, ciudad 'tomada' por cerca de 400 trabajadores del sector", dice un comunicado de CGT.

La jornada de lucha convocada por el sindicato CGT a nivel estatal, consistía en una concentración a las 11,30 de la mañana en la calle Santiago número 25 para continuar con un 'pasacalles' por diferentes empresas clientes hasta culminar en la Plaza de la Rinconada. "El objetivo de este acto es para dar a conocer la situación del sector donde la patronal intenta renegociar un convenio exiguo en condiciones laborales dignas para precarizarlo aún más si cabe, con la avenencia de los sindicatos mayoritarios", según CGT.

El sindicato convocante de la jornada de lucha recuerda que "Servicios como el 112 de emergencias, 012 de información de la Junta de Castilla y León, servicios de atención al cliente, telemarketing puro y duro, recobro telefónico etc, son copados por subcontratas de empresas de Telemarketing, con sueldos y condiciones laborales que nada tienen que ver con las de las empresas cliente. La inmensa mayoría de los trabajadores son contratados a tiempo parcial y la temporalidad es la norma en estas empresas. Los sueldos de estos trabajadores difícilmente llegan a los 800 euros con lo que hablar de mileurismo es ya una quimera".

CGT pone los siguientes ejemplos de las empresas de Valladolid:

"Konecta la subcontrata de Vodafone, ya solo hace contratos de 18 horas semanales (470€), que la empresa amplía cuando y a quien quiere. Todo nuevo trabajador es contratado por una Empresa de Trabajo Temporal, sin vacaciones el primer año y con derechos laborales más restringidos aún que los de la subcontrata. Konecta despide a los trabajadores que están enfermos por un cambio normativo de la reforma laboral que ninguna empresa utiliza por inmoral. Konecta también ha despedido en Valladolid a trabajadoras que estaban en tratamientos de fertilida. Esta es la principal empresa del sector y pertenece mayoritariamente al Banco Santander.

Telecyl – Madison es la segunda empresa de telemarketing de Valladolid. Como por ley las altas telefónicas que realice deben ser verificadas y gestionadas por otra empresa, ha creado Digitel, para hacerlo ella misma. Sancionada por la Inspección de Trabajo por fraude en la contratación al concatenar hasta 1003 contratos a un mismo trabajador. También ha sido obligada por los juzgados a readmitir a una trabajadora con reducción por maternidad ¡despedida 2 veces!. Empresa incumplidora de los mínimos regulados en convenio: Sólo ha empezado a reconocer descansos  visuales (PVDs) y a cumplir con la retribución de la paga extra cuando los trabajadores están de baja médica tras denunciarla. Una empresa que despide de forma habitual e improcedente (según confirman los juzgados), y que suele “ofertar” a los trabajadores una baja voluntaria a cambio de volverles a contratar en otra “campaña” en peores condiciones para “evitar” el despido. Denunciada además por no reconocer automáticamente una categoría profesional que el convenio establece tras el año de antigüedad.

El Grupo Norte, en colaboración con Telefónica, se ocupa del 012 (Servicio de Atención al Ciudadano de Castilla y León), 016 (violencia de género) y 112, emergencias sanitarias. De una gestión ejemplar hace unos años, ha pasado a  no dar apenas formación (los trabajadores se autoforman como pueden) o incumplir acuerdos firmados y quererlos ahora dejar sin efecto. El 112 de Castilla y León es uno de los servicios estrella de la Junta que recibe premios y felicitaciones por su buena labor. A los trabajadores se les exige hablar varios idiomas, la sangre fría de actuar en situaciones dramáticas, se les “vende” como si fueran personal de la Junta y están a las ordenes de ellos, pero en un servicio tan vital como este, se aplica un convenio de sueldos bajos donde no reciben apenas formación y se les impone excesos de jornada a algunos trabajadores. Como ejemplo: en 2015 se generaron dos mil horas de más a la plantilla no compensadas a día de hoy. Además mantienen a un 10% de trabajadores con contratos de 18-24 horas semanales que no les permite ni malvivir. Fue necesario denunciar a la empresa para que los trabajadores dispusieran de puntos gratuitos de agua potable cuando la normativa es clara al respecto y así lo exige.

Lindorff España, es la tercera empresa a nivel mundial de recobro, y la primera en Europa. Sin embargo a pesar de trabajar para el mundo financiero los trabajadores se rigen por el convenio de Contact Center y tienen unas condiciones salariales y laborales muy por debajo de los trabajadores de banca. Los 650 trabajadores de la plantilla de Valladolid prestan servicios entre otros a entidades como Banco Santander, Banco Sabadell o Banco Mare Nostrum. Consiguen recuperar más de cien millones de  euros mensualmente mientras que los sueldos no llegan a los 800 euros, con el 90% de los contratos a tiempo parcial y sin reconocimiento de la categoría profesional que  corresponde. Con un índice de absentismo que ronda el 15% y unos niveles de carga mental preocupantes. Las bajas por ansiedad son ya “rutinarias” en esa empresa.

En Valladolid hay otras empresas más pequeñas de telemarketing que fácilmente suman decenas de trabajadores. Muchas, pese a ser el mismo empresario, reorganizadas bajo varios CIFs de empresas diferentes que van cambiando cada cierto tiempo, donde las condiciones –la mayoría de las veces- están aun más por debajo del convenio, donde hay trabajadores que entran y salen de la empresa constantemente. Su trabajo: vender altas en ADSLs y líneas de Vodafone, Orange, Movistar,…  Empresas que se han ubicado hasta en garajes, o en locales u oficinas donde pasan desapercibidas. Una de estas empresas es Vacolba, ubicada en pleno centro de Valladolid en la calle Santiago".

El 6 de mayo la Confederación General del Trabajo también ha convocado paros parciales en el sector como protesta de esta situación.

No hay comentarios