Concentración de repulsa por el asesinato de la niña de 4 años. Foto: Jorge Ovelleiro
Concentración de repulsa por el asesinato de la niña de 4 años. Foto: Jorge Ovelleiro

La Asociación de Asistencia a Víctimas de Agresiones Sexuales y Malos Tratos (ADAVASYMT) se ha personado y ha sido aceptada como acusación particular en representación del padre de la menor asesinada Sara.

La Asociación de Asistencia a Víctimas de Agresiones Sexuales y Malos Tratos intentó con anterioridad personarse en el caso como acusación particular en representación de los tíos de Sara, Pedro y Rosana, que ya han prestado declaración en el Juzgado de Instrucción número 6, tras haber realizado una comparecencia publica cuestionando el funcionamiento de los Servicios Sociales de la Junta. Su responsable, la Consejera de Familia e Igualdad de Oportunidades, Alicia García, compareció en las Cortes tras las vacaciones, eludiendo responsabilidades. Hoy, el Juzgado ha aceptado la personación de ADAVASYMT en nombre del padre biológico de Sara.

Instrucción 6, que mantiene el secreto de sumario, continuará el próximo lunes con la toma de declaraciones a testigos, entre otros, al pediatra que el 11 de julio atendió a Sara en el Hospital Campo Grande y que dio la voz de alarma sobre los posibles malos tratos a la pequeña, que presentaba moratones en varias partes del cuerpo. El Centro Hospitalario lo comunicó a la Policía, que a su vez dio traslado a la Fiscalía de Menores y ésta a Servicios Sociales de la Junta, que recibió -por correo ordinario- el informe diez días después.

La madre de Sara, Davinia M. G., militar de profesión, y su actual pareja, Roberto H,N., exmilitar de tropa, continúan en prisión desde el día 2 de agosto, en que ingresó en el Hospital Clínico Universitario Sara en parada cardio respiratorio con síntomas de haber sufrido malos tratos y abusos sexuales. Al día siguiente falleció la menor. 22 días después de que un médico alertara del calvario que sufría Sara.

 

No hay comentarios