Concentración esta tarde en Fuente Dorada. FOTO: J.O.
Concentración esta tarde en Fuente Dorada. FOTO: J.O.

Una concentración en la Plaza de Fuente Dorada ha puesto esta tarde fin a las actividades organizadas por Valladolid Diversa contra la GSDfobia y la serofobia, coincidiendo con el Día Mundial de la Lucha Contra el Sida y el VIH. “Aunque no sea el día del Orgullo, las personas de Géneros y Sexualidades Diversas seguimos jodidas”, es una de las frases que se ha podido escuchar durante la lectura del manifiesto reivindicativo.

Durante el mediodía del sábado, diferentes personas voluntarias de Valladolid Diversa han realizado unas acciones performativas por el centro de la ciudad con la intención de normalizar las diferentes formas de entender el género o la sexualidad. Portando carteles con frases como “Soy hombre y transexual e igual que vosotros, ¿me das un abrazo?” o “Soy maricón, ¿me das un abrazo?” han recorrido diferentes puntos del centro, entre Portugalete y Fuente Dorada, ofreciendo y recibiendo muestras de normal cariño. ¿La respuesta de la gente? Dispar, la ciudadanía de Valladolid no se caracteriza por su calidez, al menos eso dice el estereotipo, aunque si que han recibido numerosos abrazos y mensajes de apoyos, de gente de todas las edades, de jóvenes a ancianos.

Con motivo del Día Mundial de la Lucha Contra el Sida, entre la noche del viernes y el sábado, están repartiendo 1.200 preservativos y otros 1.200 lubricantes monodosis para prevenir las infecciones de transmisión sexual, ITS. Para ello harán un recorrido por distintas zonas de fiesta del centro de la ciudad (Universidad, Antigua, Calderón, Cantarranas, San Miguel y San Benito), repartiendo el material preventivo e informando sobre su utilización y las ITS.

Pancarta desplegada esta tarde. FOTO: J.O
Pancarta desplegada esta tarde. FOTO: J.O

A los ocho de la tarde estaba convocada la concentración contra la serofobia, discriminación que sufren las personas con VIH, y la GSDfobia, contra las las personas de géneros y sexualidades diversas: “Hoy, aunque no sea el día del Orgullo, seguimos existiendo. Estamos aquí y sufrimos lo mismo. Nos siguen dando palizas por las calles. Seguimos sufriendo acoso escolar y discriminación laboral. Nuestras familias nos siguen rechazando, maltratando y echando de casa. La legislación del Estado Español sigue negando derechos básicos a las personas trans, y la reproducción asistida a las mujeres GSD. Y todo esto se agrava con las campañas de odio contra nuestro colectivo, que no han parado”, han expresado en el comunicado leído en Fuente Dorada.

Estas movilizaciones han coincidido con el Día Mundial de la Lucha Contra el Sida y el VIH, por lo que han querido también mostrar su apoyo y solidaridad con este colectivo igualmente discriminado: “Gran parte de la la población Española evitaría estar cerca de una persona con VIH, incluso evitarían a esa persona y el 20% creen que la ley debería de obligar a separar a las personas que tienen VIH del resto de la población”, han alertado en su manifiesto, añadiendo que “estos datos se traducen en discriminación, aislamiento y falta de autoestima de las personas con VIH”.

Carteles utilizados en la performance de esta mañana. Foto: J.O.
Carteles utilizados en la performance de esta mañana.

Manifiesto

Hoy volvemos a salir a las calles. No lo hacemos porque disfrutemos pasando frío, sino porque sigue siendo imprescindible luchar contra todas las formas de discriminación que sufrimos cada día las personas de Géneros y Sexualidades Diversas (GSD). Sí, hoy, aunque no sea el día del Orgullo, seguimos existiendo. Estamos aquí y sufrimos lo mismo. Nos siguen dando palizas por las calles. Seguimos sufriendo acoso escolar y discriminación laboral. Nuestras familias nos siguen rechazando, maltratando y echando de casa. La legislación del Estado Español sigue negando derechos básicos a las personas trans, y la reproducción asistida a las mujeres GSD. Y todo esto se agrava con las campañas de odio contra nuestro colectivo, que no han parado.

En resumen, aunque no sea el día del Orgullo, las personas de Géneros y Sexualidades Diversas seguimos jodidas, y por eso debemos seguir luchando.

El día 1 de diciembre se celebra en todo el mundo el día de la lucha contra el VIH Sida y se recuerda la importancia del uso del preservativo y de las barreras para evitar la transmisión del virus, así como la importancia de la prueba para detectar el virus y actuar antes de que sea demasiado tarde. Se dan cifras, se habla de 3353 nuevos casos de infección en 2016 y que en España hay unas 141.000 personas conviviendo con el virus, pero algunas veces se nos olvida que detrás de las cifras hay personas que viven el día a día de una sociedad que les culpabiliza y les margina.

En una encuesta realizada sobre salud y hábitos sexuales a la pregunta sobre si trabajarías o estudiarías con una persona con VIH, una de cada tres personas contestó que no. En otro estudio una gran parte de la la población Española evitaría estar cerca de una persona con VIH, incluso evitarían a esa persona y el 20% creen que la ley debería de obligar a separar a las personas que tienen VIH del resto de la población. Desde la perspectiva de las personas con VIH, el 30% cree que se habría sentido excluido de algún evento social si se conociera su estado serológico, lo que hace que deban de ocultarse ante familiares y amigos. Estos datos se traducen en discriminación, aislamiento y falta de autoestima de las personas con VIH.

El odio, como en muchos otros casos, viene del desconocimiento. El VIH se transmite por contacto con la sangre, el semen, los flujos vaginales, o por la lactancia, no se contrae por compartir tu puesto de trabajo, tampoco por compartir un beso o un abrazo, y no lo hace cuando se tienen relaciones sexuales con protección. Lo único que sí que se transmite es la intolerancia, la falta de respeto y los prejuicios.

Desgraciadamente de eso sabemos mucho en el colectivo GSD porque quién nos ataca, suele utilizar el vih de forma peyorativa hacia nosotras. Nada más lejos de la realidad, tristemente el virus no entiende de géneros o sexualidades, pero gracias a la presión de activistas de géneros y sexualidades diversas como Larry Kramer o Spencer Cox, se ha investigado mucho y hoy tenemos información y medios a nuestro alcance.

Que las pequeñas victorias, no nos alejen del objetivo, aún hace falta mucho por hacer. Debemos de seguir informando a la población y repitiendo las campañas de prevención, para que las generaciones futuras tengan conciencia sobre el vih Sida, pero las asociaciones no podemos hacerlo solas sin el apoyo del estado y no solo con palabras vacías, porque los políticos se hacen la foto de turno, pero siguen recortando en Sanidad impunemente.

Agradezco a las personas que a pesar del frío han venido hoy a nuestra concentración, desde Valladolid Diversa buscamos alzar la voz contra la intolerancia y en esta ocasión contra la serofobia, porque como dije anteriormente detrás de las cifras hay personas que viven día en esta realidad.

Solo tu puedes impedir que esto se acabe

Compártelo, apoya el proyecto

ÚltimoCero | Hazte cómplice HAZTE CÓMPLICE

No hay comentarios