activistas del Colectivo Indignado repartiendo chocolate y bizcochos. FOTO: Gaspar Francés
activistas del Colectivo Indignado repartiendo chocolate y bizcochos. FOTO: Gaspar Francés

El Colectivo Indignado de Valladolid organizó una nueva chocolatada solidaria en la Plaza de España en apoyo a los voluntarios de las ONGs Escuela con Alma y No name Kitchen que trabajan en Subótica (Serbia).

Los activistas del Colectivo Indignado de Valladolid ofrecieron un chocolate humeante acompañado de bizcochos en la Plaza España, en apoyo a los voluntarios de las Organizaciones No Gubernamentales con Alma y No name Kitchen que trabajan en Subótica (Serbia) "proporcionando comida caliente a las más de 800 personas que siguen varadas en la frontera serbia, escondidas en los bosques, acorraladas y brutalmente golpeadas por la policía cuando son descubiertas, malviviendo en condiciones insoportables para cualquier ser humano con temperaturas de hasta -20 grados".

En Valladolid, ayer a la caída de la noche hacía frío, pero lejos de los -20 grados como en Subótica, pero se agradecía el chocolate con bizcocho que el Colectivo Indignado ofrecía en la Plaza España y, además, acompañado de música en directo que ayudaba a entrar en calor, nada más concluir por las calles una cabalgata más incitadora al consumismo de estas fechas que a la insuficiente solidaridad. 

Los primeros en actuar fueron Los Perets, que con sus rumbas y ritmos calientes de versiones de Fonsi (y su inefable 'Despacito') o Shakira, contibuyeron a caldear un poco el gélido ambiente. Después estaban anunciados Jaime Lafuente y Alonso.

El Colectivo Indignado con esta chocolatada quiso denunciar una vez más  "la vulneración sistemática en pleno siglo XXI y a las puertas de Europa de los derechos más elementales como el derecho a la vida: la escandalosa situación que sufren estas personas, refugiadas sin refugio, supervivientes de guerras, persecuciones políticas, hambrunas, ignoradas o rechazadas por la población local, invisibilizados por los medios, parias en un mundo deshumanizado, el de la Europa fortaleza, esa Europa egoísta, racista y despiadada que mira hacia otro lado".

"No podemos ni queremos", añadió el Colectivo Indignado, " acostumbrarnos a tanto dolor, a tanta ignominia y por eso te pedimos que apoyes a las voluntarias y voluntarios humanitarios que están en la frontera serbia y húngara"

El Colectivo Indignado invita a colaborar con una donación a favor de la ONG Escuela con Alma:  NIF- G.90112285 IBAN ES26 1491 0001 2521 0291 7925.

Carta de Antonio Sempere

Con motivo de la chocolatada, el Colectivo Idignado ha difundido una carta firmada por Antonio Sempere; la misiva dice:

"Este pasado puente de octubre dos personas de la organización se han desplazado hasta Serbia, concretamente a la zona norte, en la frontera con Hungría, que ha servido de avanzadilla para preparar nuestra llegada el próximo día 25. Según nos informan han hecho contactos con las otras organizaciones que estaban trabajando allí y que procederán a marcharse cuando nosotros lleguemos. Un merecido relevo para unos voluntarios muy jóvenes que han estado al pie del cañón desde febrero, ya que nosotros nos quedaremos todo el invierno. En ese área de Subotica, ciudad fronteriza, hay unas 500 personas esparcidas por los bosques, que serán el objetivo de nuestra campaña: intentar que no mueran de frío.

Hemos firmado un compromiso de colaboración con la organización BelgrAid para trabajar juntos compartiendo las tareas de ayuda humanitaria y logística. Casa de acogida para voluntarios, vehículos y un almacén serán compartidas con por las dos organizaciones, siendo la organización antes citada la encargada de ropa y calzado y nosotros nos dedicaremos a la comida, el agua y la asistencia sanitaria (en lo que podamos). También compartiremos las tareas de compra de todo lo necesario para la subsistencia en el campo de los refugiados. El enviro de ropa es muy complicado ya que los tramites de aduanas son muy estrictos y el coste se dispara, por lo que se ha decidido comprar lo que se pueda en el país. La única forma y menos cara para llevar ropa desde aquí es llevarla con camión directamente, pero aun así, tiene que ser a través de un agente de aduanas y como te dije antes el coste se dispara. No obstante cuando estemos sobre el terreno, hablaremos con BelgrAid y veremos otras posibilidades.

El calculo que hemos hecho para dar de comer diariamente a esas personas es de unos 205 euros. Podéis imaginar lo que necesitamos al mes para poder trabajar en la ayuda.

Estamos haciendo llamamientos en redes a través de colectivos en todo el estado y hemos abierto una campaña en Teaming, donde se pude donar un euro al mes, para ello necesitamos que cuanto más gente pueda contribuir, mejor. Necesitamos donaciones y contribuciones para poder llevar a cabo con éxito la tarea que nos hemos propuesto. Dejo el enlace de la pagina de Teaming y el numero de cuenta donde se están haciendo las donaciones.

En lo que respecta a los canales de comunicación, barajaremos las posibilidades cuando estemos sobre el terreno, pero no os quepa duda que estaréis informados de todo lo que allí acontece, y los ánimos desde aquí nos vendrán muy bien. Vamos a dejar atrás todo lo que nos importa en España para ir a intentar hacer de este mundo un sitio donde todas podamos alcanzar un poco de dignidad y trataremos de desafiar el mal llamado Infierno Serbio, para ello os necesitamos.

En Abril esperamos poder volver con buenas noticias.

Un abrazo y muchas gracias.

Antonio Sempere".

No hay comentarios