Recreación del resultado de las obras adjudicadas para transformar la plaza de Rafael Cano en Pilarica.
Recreación del resultado de las obras adjudicadas para transformar la plaza de Rafael Cano en Pilarica.

La transformación de la Plaza de Rafael Cano en el barrio de Pilarica costará un 32,23% menos de lo previsto y será ejecutada por la unión temporal de empresas formada por la UTE Obras, Caminos y Asfaltos SA & Obras, Pavimentos e Instalaciones Industriales SL, que ejecutarán los trabajos necesarios por un importe total de 1.758.403 euros (con unas actuaciones en el periodo de garantía valoradas en 389.088 euros).

La mesa de contratación de esta obra que en la práctica supone el inicio de loso trabajos de permeabilización en las vías del ferrocarril, se ha tenido que reunir en tres ocasiones antes de adjudicar definitivamente los trabajos.

La mesa de apertura de los sobres de las ofertas presentadas tuvo lugar el pasado 28 de noviembre. Los criterios de adjudicación son objetivos. Por un lado, el precio (de 0 a 80 puntos). También la ampliación del plazo de garantía (de 0 a 10 puntos); y las “actuaciones cuantificadas a realizar durante el período de garantía” (de 0 a 10 puntos). Valorando en este último punto los compromisos expresos de mantenimiento de los bienes, obras, instalaciones o servicios ejecutados durante el plazo de garantía, que se concretará en un programa específico y valorado de ampliación de coberturas o realización de actuaciones complementarias de conservación y policía.

Se presentaron 19 empresas (dos de ellas fuera de plazo, por lo que quedaron eliminadas). El tipo de licitación, a la baja, era de 2.594.662,83 € (con IVA: 3.139.542,02 euros). La baja media ha sido cercana al 25%. Si bien la más elevada ha sido la de Ferrovial Agromán, del 39,93%. Proponía realizar la obra por 1,55 millones de euros, a lo que había que sumar las mejoras que comprometía para el periodo de garantía, por lo que una obra de 2,6 millones de euros se planteaba realizar por 1,2 millones (una vez aplicada la baja y descontado el coste de las mejoras).

En aplicación de la legislación vigente se calificó la oferta de Ferrovial Agromán como temeraria (el límite de la temeridad no lo marca la Mesa, sino el conjunto de las ofertas, ya que se calcula a partir de la media de todas las presentadas). La justificación ofrecida por el licitador no se ha considerado suficiente. En consecuencia, se ha propuesto la adjudicación a la siguiente unión de empreesas con mayor puntuación.

El plazo de ejecución de las obras es de 9 meses, desde el acta de comprobación del replanteo.

La transformación de la Plaza de Rafael Cano comienza a ser una realidad.

No hay comentarios