Una de las antorchas entrando en la Plaza Mayor. FOTO: Gaspar Francés
Una de las antorchas entrando en la Plaza Mayor. FOTO: Gaspar Francés

Uno de los momentos más especiales de cada concentración de Pingüinos es, sin duda, su desfile de antorchas en el que, más allá de su espectacularidad, cada piloto porta una antorcha en memoria de un compañero motero fallecido. Han llegado con sus bengalas a la Plaza Mayor de Valladolid donde se ha realizado un sentido homenaje al 12+1 campeón de motociclismo y Pingüino de Oro en 2006, Ángel Nieto.

“Recordamos y a la vez rendimos un homenaje a los amigos que este años nos han dejado”, se ha leído desde el balcón del Ayuntamiento, “el día 3 de agosto todos perdimos a un ser especial que se hizo un hueco en nuestros corazones por su carisma: el maestro Ángel Nieto”. En un emotivo comunicado han destacado la valía y logros del primer Campeón del Mundo de motociclismo español, con “un palmarés al alcance de muy pocos privilegiados en el mundo del deporte”. Han destacado también su labor para hacer del motociclismo un deporte de masas: Desde toda la ciudad de Valladolid va este homenaje, sin duda merecidísimo, que le hacemos desde la concentración Pinguinos”, culminando con un “gracias por tanto, maestro”.

A continuación, ya en el Salón de Recepciones, el alcalde, Óscar Puente, ha continuado el homenaje haciendo un llamamiento a que “se extreme el cuidado en la carretera” siendo consciente de la fragilidad del cuerpo humano sobre dos ruedas, destacando que actos como el desfile de antorchas demuestran que “esta concentración Pinguinos tiene alma”. “Todo lo que están haciendo por mi padre no se me va a olvidar jamás”, ha expresado Gelete Nieto, en nombre de su familia, reconociendo cómo se había emocionado al salir al balcón y contemplar la plaza.

Compártelo, apoya el proyecto

ÚltimoCero | Hazte cómplice HAZTE CÓMPLICE

No hay comentarios