La portavoz de HazteOir repartiendo información de su campaña homófoba frente a un colegio público de Valladolid. FOTO: Twitter
La portavoz de HazteOir repartiendo información de su campaña homófoba frente a un colegio público de Valladolid. FOTO: Twitter

La Federación Provincial de Asociaciones de Madres y Padres de Alumnado de Centros Públicos de Valladolid (FAPAVA) ha emitido un comunicado contra el “lobby ultraconservador” Hazte Oír y su campaña ‘Protege a tus hijos contra la ideología de género: exige el PIN Parental’ que aseguran “señala expresamente a centros educativos que han tomado iniciativa contra la transfobia y la homofobia”. Denuncian también las acciones de difusión “no autorizadas” en las puertas de algunos colegios públicos, como la protagonizada por la portavoz de la organización ultracatólica Teresa García-Noblejas frente al Marina Escobar de Parquesol.

Hazte Oír comenzó este septiembre su campaña enviando 23.000 ejemplares del impreso que denominan “PIN parental” a la dirección de los centros con folletos informativo y un libro titulado ‘Dejad a los niños en paz. Una respuesta ciudadana al adoctrinamiento de género’. La organización ultracatólica y de extrema derecha ha decidido centrarse en colegios e institutos de enseñanza secundaria de Castilla y León, Murcia, Andalucía y Madrid, donde gobierna el Partido Popular con el apoyo de Ciudadanos y/o Vox, exigiendo expresamente a Casado, Rivera y Abascal su “implantación obligatoria en todos los centros educativos”.

Su portavoz, Teresa García-Noblejas, ha llegado a asegurar que “nos consta que la mayoría de los docentes rechazan el adoctrinamiento”, censurando que “sin conocimiento ni consentimiento de los padres, se repartan preservativos a menores en los institutos” o que activistas LGTBI “expliquen que pueden elegir ser gais o lesbianas”.

Desde FAPAVA denuncian que, además de que todos los centros educativos y AMPAS han recibido el materia explicativo, miembros de Hazte Oír han realizado acciones de difusión “no autorizadas” en las puertas de algunos colegios públicos, como la que protagonizó la propia García-Noblejas frente al Marina Escobar de Parquesol para que “protejan a sus hijos del adoctrinamiento en ideología de genero”, como ella misma publicó en Twitter.

La federación vallisoletana argumenta que “impedir estos contenidos entra en conflicto con la legislación sobre derechos humanos bajo la que se organiza nuestro sistema jurídico”, citando el artículo 27.3 de la Constitución que establece que "la educación tendrá por objeto el pleno desarrollo de la personalidad humana y el fortalecimiento del respeto a los derechos humanos y a las libertades fundamentales”.

“Se pretende instalar una forma de 'censura' por parte de las familias a los contenidos educativos en las escuelas, lo cual nos parece una injerencia en la educación de nuestros hijos e hijas, que deben recibir una educación integral, de acuerdo a valores comúnmente aceptados en la sociedad y no necesariamente dependientes de los valores de cada familia”, continúan en su escrito.

Por todo ello, desde FAPAVA animan a las ampas y a las familias a “no participar de esta campaña de Hazte Oír, pedir su retirada, y mostrar a los promotores de la misma como impulsores de actitudes poco tolerantes y homófobas, que debemos erradicar de nuestra sociedad”. Añaden que “existen otras razones para dudar de la campaña” ya que la Agencia Española para la Protección de Datos ha abierto un investigación a Hazte Oír por posible tratamiento ilícito de datos personales en relación a las actividades incluidas en esta campaña.

La respuesta a esta campaña homófoba de Hazte Oír tiene precedentes en Valladolid, ya que el pasado septiembre distintos colectivos vecinales y sociales pidieron al Ayuntamiento la retirada de la publicidad contratada por la organización reaccionaria de las marquesinas de los autobuses. Entonces, el Consistorio aseguró que una vez contratada la publicidad por la empresa a la que se adjudicó el servicio no puede hacer nada para promover su retirada, aunque anunció que el nuevo contrato, que se firmará a finales de diciembre, incluirá cláusulas para filtrar este tipo de contenidos.


Noticias relacionadas

Colectivos piden al Ayuntamiento que retire la campaña homófoba de Hazte Oír de las marquesinas de autobús

Banderas arcoíris reciben al “bus del odio” de HazteOir en Valladolid

No hay comentarios