Cartel contra la empresa HP durante la Ruta Navideña del Boicot. FOTO: Gaspar Francés
Cartel contra la empresa HP durante la Ruta Navideña del Boicot. FOTO: Gaspar Francés

“Contra la colonización el genocidio y el apartheid”, esa es la base de las reivindicaciones tanto de la Plataforma Solidaria con Palestina de Valladolid como del resto de organizaciones que internacionalmente claman contra la violación de los derechos fundamentales del pueblo palestino. Por eso, igual que en años anteriores, con esta Ruta Navideña del Boikot han visibilizado, en el entorno de la calle Santiago, algunos de los productos y empresas que producen gracias a éste sometimiento o lo posibilitan.

“En estas fechas en que el consumo se dispara, nos parece muy pertinente recordar que a veces, nuestro disfrute y el de nuestras personas cercanas conlleva el sufrimiento de otras”, explican desde la Plataforma que se moviliza con esta ruta en favor de la campaña internacional de Boicot, Desinversión y Sanciones a Israel (BDS) exigiendo que “se retire de todos los territorios ocupados en 1967, incluido Jerusalén” y que “desmantele todos sus asentamientos establecidos en estos territorios”, atendiendo las resoluciones de Naciones Unidas que actualmente desobedece impunemente.

Ley Mostaza junto a otras manifestantes cantando el primero de los villancicos. FOTO: Gaspar Francés
Ley Mostaza junto a otras manifestantes cantando el primero de los villancicos. FOTO: Gaspar Francés

Con banderas, carteles, megáfonos y kufiyas a modo de turbante o al cuello, comenzaron su ruta en la entrada de la calle Santiago, junto a la Plaza Mayor, recordando que el próximo año, como ganadora del pasado, Israel será la encargada de acoger el festival de Eurovisión. Lo hicieron con un villancico compuesto ex profeso, al son de ‘El tamborilero’: “El camino que va a Eurovisión, baja con sangre de tanta represión, los palestinos quieren la libertad, que Israel quita con impunidad”, decía sus coplas, “yo quisiera que comprendieran, que Eurovisión no se puede celebrar, en Israel que practica el Apartheid, y no respeta lo más elemental”.

La siguiente parada fue la puerta de El Corte Inglés, donde se comercializan, entre otros productos israelís, equipos informáticos de la marca Hewlett Packard – HP a la que acusan de “brindar herramientas informáticas para los puestos de control (checkpoints) del apartheid israelí”, pese a afirmar defender los valores de responsabilidad social, facilitando “el bloqueo mortal de Israel a la Franja de Gaza”.

Una de las paradas de la Ruta Navideña del Boicot. FOTO: Gaspar Francés
Una de las paradas de la Ruta Navideña del Boicot. FOTO: Gaspar Francés

Según denunciaban en su villancico, con la colaboración de Ley Mostaza y Fermín a la dirección, al ritmo del ‘Feliz Navidad’: “Fabrican tarjetas biométricas, que identifican caras y manos, para los controles militares que humillan al ser humano”, resolviendo en el estribillo con “Feliz Navidad boicoteando a Hewlett Packard”. Culminaron su parada destrozando destrozando a martillazos una impresora HP frente al centro comercial de la calle Constitución, recogiendo los restos en una bolsa reutilizable para llevarlos a un punto limpio.

La siguiente parada fue la puerta del supermercado Carrefour, donde se venden dátiles de la variedad Medjoul “elaborados por empresas que colaboran activamente en el sometimiento del pueblo palestino”. Esta vez con la melodía del ‘Arre borriquito’, siguieron con su ronda de villancicos: “En el Valle del Jordán cultivo unas datileras de la variedad Medojul, los mejores de la tierra. Allá se van los colonos, allí acampan los soldados que roban al Palestino todo el fruto que ha sudado”. Hubo incluso tiempo para los bises, ya que antes de despedirse volvieron a entonar su adaptación de ‘El tamborilero’ sobre Eurovisión.


Noticias relacionadas

Ahed Tamimi pide a sus “socios en la lucha” en Valladolid seguir batallando por Palestina

La risa y el clown como instrumento revolucionario y contra el apartheid israelí

Las Jornadas de Valladolid con Palestina conmemoran los 10 años de la plataforma solidaria

No hay comentarios