Parte de la bancada del PP durante el Pleno del Ayuntamiento de Valladolid. FOTO: Gaspar Francés
Parte de la bancada del PP durante el Pleno del Ayuntamiento de Valladolid. FOTO: Gaspar Francés

En palabras de Pilar Vicente, concejala de Ciudadanos en Valladolid, el Partido Popular “no ha elegido el mejor momento” para llevar una vez más una al Pleno una moción sobre el soterramiento en la semana en la que “están desfilando” el alcalde y dos de los concejales del anterior equipo de Gobierno por el caso de los comfort letters. La sesión, salpicada también por pullas preelectorales o los ‘recados’ en clave de política nacional, ha concluido previa aprobación de la modificación de los estatutos de la Fundación Municipal de Cultura dentro de la reestructuración de este área.

El Partido Popular ha querido retomar por enésima vez el soterramiento en el Pleno del Ayuntamiento, argumentando que la llegada del nuevo gobierno de Pedro Sánchez “ofrece una posibilidad a la ciudad de volver a plantear el soterramiento integral del ferrocarril” así como el traslado de los Talleres de Renfe y las demás “infraestructuras pendientes”, así como la suspensión de las intervenciones del nuevo convenio, a excepción de las obras de la Plaza de Rafael Cano y el túnel de la Calle Andrómeda. Aunque esta vez el Partido Popular no ha encontrado aliados para resurgir el debate del soterramiento: “Después de tanta tinta vertida en este asunto se me terminó la tinta del ordenador”, comentaba con sorna el concejal no adscrito Jesús Presencio.

Pilar Vicente durante el Pleno. FOTO: Gaspar Francés
Pilar Vicente durante el Pleno. FOTO: Gaspar Francés

“No ha elegido el mejor momento para presentar esta moción”, le ha respondido la concejala de Ciudadanos, Pilar Vicente, recordando que en esta semana “están desfilando” por los juzgados los anteriores gobernantes, del Partido Popular. De hecho, simultáneamente se estaba celebrando la última jornada del juicio contra el ex-alcalde popular Javier León de la Riva y los ex-concejales de Urbanismo, Manuel Sánchez, y Hacienda, Alfredo Blanco. “Si lo que nos proponen es volver al convenio de 2002 no cuenten con nosotros”, continuó Vicente, calificando como “chapuza” la gestión que ha habido todos estos años. Cargó también contra el Gobierno actual, asegurando que “hizo lo mismo que criticaba” del anterior, renunciando “sin contar con la oposición” al soterramiento.

“Hay que ser un autentico genio de la política para traer este debate hoy”, comenzaba en su intervención el socialista Pedro Herrero, asegurando que el proyecto del soterramiento ha sido “el mayor engaño de la historia de esta ciudad”. Acusó a Jesús Julio Carnero, presidente del PP de Valladolid, de convertir al actual grupo municipal popular en “cómplices de Javier León de la Riva”. Charo Chávez, de Sí se Puede, aseguró que ha “perdido la cuenta” de las mociones entorno a este tema desde la entrada del nuevo Gobierno y que los populares pasan por alto que fueron incapaces de “llevarlo a cabo”. “Ojala mañana pusieran sobre la mesa el dinero y los recursos necesarios para hacer el soterramiento en Valladolid, tengan muy claro que nosotros no nos negaríamos”, concluyó Chávez.

Jesús Julio Carnero hablando por teléfono durante el Pleno. FOTO: Gaspar Francés
Jesús Julio Carnero hablando por teléfono durante el Pleno. FOTO: Gaspar Francés

El Concejal de Urbanismo, Manuel Saravia, recordó que en la Junta de la Sociedad Valladolid Alta Velocidad celebrada en Madrid le comunicaron que existían “problemas no sustanciales pero que hay que resolver” respecto a los Talleres de Renfe. En cuanto al túnel de Andrómeda, aseguró que “el Ayuntamiento ha hecho todo los posible” para facilitar la obra a Adif, y que según sus últimas informaciones el replanteo comenzará en 15 días. “No hay excusas”, respondió el popular Jesús Enriquez, achacando a Puente que si en otras ciudades hay soterramiento y aquí no es “porque usted no ha llevado la voz de la ciudadanía a la mesa” de los ministros, el recién estrenado socialista y el anterior del PP. Sin embargo, ha continuado Enríquez, sí hay dinero para pagar la “deuda” por los apoyos a la “emoción” de Pedro Sánchez, el “acercamiento de terroristas a cárceles de las vascongadas” o para el “golpista” Torra. Finalmente la moción del Partido Popular no se ha llegado a votar, ya que se ha aprobado la de sustitución presentada por Valladolid Toma la Palabra por la que el Ayuntamiento se compromete a tratar en la próxima reunión con Fomento el asunto para “en su caso, replantear las actuaciones en curso” y ver si “el nuevo Gobierno modifica el planteamiento que en su día llevó a cabo el anterior”.

En el Pleno de esta mañana se ha aprobado también, con la negativa del PP y Ciudadanos, la modificación de los Estatutos de la Fundación Municipal de Cultura, así como la supresión del organismo autónomo local Semana Internacional de Cine de Valladolid, dentro de la restructuración anunciada del Área de Cultura. El objetivo de ésta, según explicó su titular, Ana Redondo, es “mantener la cantidad y calidad de la oferta cultural” a la vez que se mejora la eficiencia, la transparencia o la participación, asegurando que “los avances se han producido siempre con el consenso necesario”. Presencio anunció su abstención por sus “dudas razonables en cuanto a la modalidad jurídica de fundación” para conseguir “eficacia y ahorro de costes”, mientras que Vicente aseguró que “a Podemos no le cuadró el consenso y se empecinó en su restructuración como única e insalvable”.

La concejala de Cultura, Ana Redondo. FOTO: Gaspar Francés
La concejala de Cultura, Ana Redondo. FOTO: Gaspar Francés

Gloria Reguero, que en nombre de Sí se Puede defendió las enmiendas de adición que fueron aprobadas para la “supervivencia y autonomía de las entidades que se pretenden integrar”, reivindicó el mecanismo de la la convocatoria pública para elegir la dirección de los distintos espacios municipales. Rosalba Fronteriz, que participó junto a Reguero en la consecución del acuerdo con la concejala, lo ha calificado como “necesario”. Mercedes Cantalapiedra denunció el “continuo ninguneo y despotismo con el que se ha tratado al PP”. “Se han plegado al impuesto de si se puede”, aseguró la titular de Cultura del anterior equipo de Gobierno. “Hay que superar la política de la Señorita Pepis”, ha concluido Redondo antes de la votación por la que se ha aprobado la modificación.

Al Partido Popular, en una moción defendida por su portavoz Martínez Bermejo, tampoco le han comprado los escaparates interactivos que llevaba al Pleno como medida de apoyo al pequeño comercio, ni el ‘clúster’ empresarial de comercio digital que también presentaba. El concejal popular proponía emplear 200.000 euros para ayudar a la implantación de estos dispositivos para los establecimientos locales, así como otros 150.000 para el ‘clúster’. “Desconocía esta faceta suya relacionada con el marketing y las nuevas tecnologías”, respondió Presencio esperando que “solo fuera una ocurrencia, o idea, que probablemente lo sea”. “Si de algo me ha servido ser dependienta es para saber las necesidades de los comercios”, replicó Pilar Vicente en referencia a polémica del anterior Pleno respecto a su currículum, asegurando que se necesitan “medidas efectivas y prioritarias” y esta no lo es.“El sector no nos demanda escaparates interactivos”, replicó el concejal de Hacienda, Antonio Gato, coincidiendo en que no es una prioridad, además de que “no podríamos en ningún caso financiarla”. En la misma línea fueron las intervenciones de Reguero por Sí se Puede y Fonteriz de Valladolid Toma la Palabra, rechazándose la moción.

Los socialistas Antonio Gato y Pedro Herrero. FOTO: Gaspar Francés
Los socialistas Antonio Gato y Pedro Herrero. FOTO: Gaspar Francés

Carlos Fernandez, concejal del Partido Popular, ha sido el encargado de defender la segunda enmienda propuesta por su grupo, que también ha sido rechazada, lamentando que con ellas “no ha habido consenso y se ha aplicado el rodillo”. Ésta pedía instar al Gobierno de España que mantenga la caja única de la Seguridad Social, trayendo ahora, después del soterramiento de ámbito local, un tema de la política estatal para continuar con el debate centrado en el enfrentamiento entre partidos. Contando ahora con el apoyo de Ciudadanos, unas bancadas contra otras han ido esgrimiendo argumentos sobre la pertinencia de la moción y las políticas entorno a pensiones de los últimos partidos en el Gobierno.

Desde Ciudadanos presentaron una moción por la transparencia y la efectividad de la protección animal, que ha salido finalmente adelante. Mostrando varios recortes de prensa con noticias referentes a la perrera municipal y haciendo suyas las reivindicaciones de colectivos animalistas, Vicente ha asegurado que “una de las quejas de las protectoras es que no se está facilitando su trabajo en el centro”. Presencio le recordó a Vicente las enmiendas presentadas por él en ese sentido y que “el bipartito en comandita en la oposición” no apoyaron. Por su parte, la titular de Medio Ambiente, María Sánchez, mostró su sorpresa ante la postura de Ciudadanos con esta propuesta asegurando que Vicente “no ha querido que fuera institucional” aun habiendo consenso, remarcando que “la moción simplemente propone profundizar en la línea que ya se viene trabajando”. Pedro Herrero, del PSOE, preguntó con ironía si “va a comparecer a las próximas elecciones de la mano del Pacma”. El popular Jesús Enríquez aportó diversas enmiendas para “tratar de enriquecer” la moción.

María Sánchez durante una votación. FOTO: Gaspar Francés
María Sánchez durante una votación. FOTO: Gaspar Francés

 

También se ha aprobado la moción de Sí se Puede sobre seguimiento y preservación de los árboles de Valladolid, basada en la realización de un registro con la participación de colectivos y asociaciones y la necesidad de hacer una nueva normativa más eficaz y rápida que actualice criterios que ahondan en su protección. María Sánchez destacó lo “positivo y pertinente” de la propuesta, asegurando que aunque se dispone ya de un inventario “sí que es cierto que habría que ampliarlo”. Antes de su aprobación, recogiendo las enmiendas del resto de grupos, Chávez ha recordado que la “inspiración” de esta moción es el “lamentable espectáculo” del roble centenario de la plaza de Poniente. Al inicio del Pleno se aprobó una moción institucional “ante la estafa de la empresa iDental, que ha afectado a numerosos pacientes de Valladolid”.

Charo Chávez junto al resto del grupo Sí se Puede. FOTO: Gaspar Francés
Charo Chávez junto al resto del grupo Sí se Puede. FOTO: Gaspar Francés

En el apartado final del orden del día reservado a las preguntas, el Partido Popular ha interrogado al equipo de Gobierno por el antiguo hotel Marques de la Ensenada, ocupado la pasada semana para la creación de un centro social bajo el nombre de La Molinera. La concejala popular Rosa Hernández aseguró que esta “okupación con k de un espacio privado” es un “proyecto con objetivos muy positivos”, pero “dónde queda el respeto a la propiedad privada”. Hernández llegó a asegurar que “busque el Ayuntamiento” si es que se necesitan espacios para la autogestión. Saravia, de forma escueta, recordó que las intervenciones municipales para cerrar el espacio después de varios incidentes fueron “por razones de seguridad”, independientemente de que “entren vándalos, indigentes o premios Nobel”, y que tras esta ocupación se han limitado a lo que dictan sus competencias que es notificarlo a la Policía Municipal y a la Fiscalía.

Sí se Puede ha preguntado también a la concejala de Cultura por la noticia aparecida en diversos medios de comunicación de que Cristobal Gabarrón donará una escultura para conmemorar el aniversario del Real Valladolid. La concejala ha asegurado que no tiene más información que la aparecidas en la prensa y no se ha dado ningún paso, lo que fue celebrado por Gloria Reguero ya que “eso significa que estamos a tiempo de hacer las cosas bien”. Redondo se comprometió a ofrecer información con transparencia cuando se disponga y que la decisión se tomará conforme a “criterios de interés general y sin que gastemos un euro de dinero publico”.

Manuel Saravia dialogando con Óscar Puente durante el Pleno. FOTO: Gaspar Francés
Manuel Saravia dialogando con Óscar Puente durante el Pleno. FOTO: Gaspar Francés

Mientras las pullas y las referencias a la política nacional se sucedían, con el nuevo Gobierno de Sánchez por un lado y el saliente de Rajoy por otro, Puente ha desarrollado la sesión impasible, centrado en su papel de moderador. Incluso no quitaba ojo al móvil mientras desde la bancada popular le aludían explícitamente. Atento a todo lo que ocurría en el Salón de Plenos estuvo el Cristo que preside la sala, y allí seguía cuando acabó.

Solo tu puedes impedir que esto se acabe

Compártelo, apoya el proyecto

ÚltimoCero | Hazte cómplice HAZTE CÓMPLICE

No hay comentarios